Un espacio de encuentro en ilustraLab Madrid

De entre las ideas que conforman la filosofía del Máster disfrutamos especialmente poniendo en marcha aquella que destaca la necesidad de estar en contacto con otros profesionales.

Nos gusta estar con la gente. Y es que supone un gran beneficio formar parte de una comunidad de especialistas con autores talentosos que comparten sus experiencias con los demás, ya sean acerca de la realidad del sector o de sus proyectos personales; con personas que se apoyan y que tienen la capacidad de emprender proyectos conjuntos de forma satisfactoria.

Por este motivo, para favorecer esta relación, el Máster en Álbum infantil ilustrado y la comunidad internacional de ilustradores, ilustraLab, han acordado un acuerdo de colaboración que beneficia a los alumnos y ex alumnos del Máster con un trimestre de membresía gratuito.

folletoilustralab

ilustraLab es, por un lado, una experiencia on-line actualmente en proceso de construcción. Pero, por otro, ilustraLab es también un espacio de trabajo y encuentro para las comunidades presenciales locales. Estos son los satélites de la comunidad on-line, y el primero es ilustraLab Madrid, con sede en Casa del Lector en Matadero Madrid, donde los alumnos tendrán la oportunidad de compartir espacio de trabajo, proyectos, actividades e ideas, ¡muchas nuevas ideas que poner en marcha! Aquí nos reuniremos:

Casa-del-lector-02

Las segundas partes siempre fueron buenas: entrevista a Cyls Editores

¿Recordaís que hace un tiempo mediante una entrevista os anunciábamos la incorporación al Máster de Cyls Editores? Tal como os dijimos, proseguimos con aquella conversación que estábamos teniendo con Jeannete León, una de sus editoras. Nos habla de su criterio a la hora de elegir ilustraciones y del futuro del álbum infantil. Subraya algo muy importante: no perder el contacto con los niños y niñas, porque al fin y al cabo nuestros álbumes van dirigidos a ellos…

uno_cyls_logo

  • ¿Qué valoráis más de una ilustración? 

Me gustan las ilustraciones rompedoras, irreverentes, originales. Respeto muchísimo el trabajo que significa llevar el pensamiento, bien a la imagen escrita o a la ilustración y cuando ambos dialogan quiere decir que el ilustrador se ha tomado tiempo para desentrañar lo que expresan las palabras e ilustrarlas, enriqueciendo su sentido. Disfruto mucho de las pequeñas picardías que se permiten los buenos ilustradores, de los guiños, de las complicidades que se establecen con la realidad que viven los niños.

Y aprecio mucho que los ilustradores no quieran seguir con las modas que se imponen cada tanto en la LIJ, que parecieran complacer más a los adultos que “saben de LIJ” que a los mismos niños. Es importante que recuerden su infancia, que se coloquen en lugar del niño que leerá ese libro, exigiéndole un poco más a esa inteligencia en construcción: que la ilustración no sea ni demasiado complaciente que se aburra, ni tan sofisticada que abandone el intento de descifrarla por lejana. No dejo de sorprenderme cuando un niño ríe gozosamente o se conmueve con alguna ilustración, quiere decir que el ilustrador ha dado en el blanco, ha descubierto ese vínculo para comunicar lo que queremos decirle a él, no a los adultos.

Los ilustradores y los autores de libros para niños no deberían perder el contacto frecuente con los niños, al fin y al cabo, ellos son sus destinatarios finales.

Y algo muy importante: no olvidar la importancia del diseñador, del director creativo, sin él, los libros no terminan de resolverse, de anudarse, son los que van uniendo la historia a través del diálogo entre texto e ilustración porque tienen una mirada de conjunto e ideas que hilvanan estéticamente, el trabajo de todos, le brindan un soporte, un marco.
Captura de pantalla 2014-09-18 a la(s) 17.34.16

  • Un hito que os gustaría destacar desde que empezasteis vuestro trabajo

Nuestros libros (los que estaban impresos en ese momento) ganaron la mención “La mejor colección de libros informativos de 2005”, por El Banco del Libro, institución venezolana emblemática como pioneros en el país de la promoción del libro y la lectura. Eso fue un estímulo increíble para seguir trabajando. Esta institución, todos los años recomienda nuestros libros en la categoría informativos y esto es muy importante porque sus boletines son leídos por maestros, bibliotecarios y algunos padres interesados en saber más antes de comprar un libro para sus hijos .

Algunos han competido por el galardón de los mejores, distinción que año a año nos mantiene alertas sobre lo que se publica en todo el mundo. Este año Vivir en red, fue nominado para esa distinción.

06-vivirenred-620x320

El libro de los miedos, A todo riesgo, De Atenas a Atenas, han sido elegidos por la SEP (Secretaría de educación Pública) de México. Hemos ganado licitaciones en Chile, en Colombia, en Guatemala (aquí con todo el fondo) y en Venezuela.

Disfruto cuando veo a los niños dirigirse a los libros nuestros, he hecho algunos talleres y me gusta escuchar sus opiniones sobre lo que leen, lo que ven, qué les gusta o qué no de ese libro. Trato de escuchar lo que opinan y les pregunto mucho sobre el libro que tienen en sus manos.

Otra de las experiencias que me gusta es la de los talleres con bibliotecarios alrededor del libro informativo, cómo van transformando su opinión sobre el género y cómo cambian de perspectiva cuando profundizan en las posibilidades que brindan. Los libros informativos no tienen todavía el status que merecen. Todos las miradas, desde hace ya algunos años, van dirigidas hacia el libro álbum, realmente hay algunos fantásticos pero creo, sinceramente, que comienzan a repetirse o a sofisticarse en exceso. Tal vez pronto esté por aparecer en la LIJ algo diferente.

 

Captura de pantalla 2014-09-18 a la(s) 17.39.51